Jueves, 01 de diciembre de 2005
Imagen

?Es de noche? ?Habr? oscurecido ya, o todav?a habr? en el horizonte alg?n vestigio de sol que pueda destruirme?
Cada tarde abro los ojos, y cada tarde me pregunto si me habr? despertado antes de tiempo. Una parte de m? quiz? desee que as? sea... que abra de un manotazo la tapa del ata?d y que la luz del todav?a presente sol se cuele por la ventana y acabe con esta dura agon?a que ya dura doscientos a?os.
Pero en realidad me miro al espejo y en lo m?s profundo de mi alma s? que no es as?, que cualquier situaci?n, sea cual sea, es mejor que estar muerto... mejor que desaparecer en el olvido.

Empujo lentamente la pesada tapa de roble y una tenue luz golpea mis ojos. ?No puede ser! Cierro los ojos r?pidamente, por instinto. Pero... no me quema... por un segundo hab?a olvidado que en los tiempos modernos las noches son tan luminosas, o incluso m?s, que los d?as. A veces odio tanto ?sta ?poca... tan privada de direcci?n, de sentido... como si los d?as fuesen pasando inexorablemente sin ninguna raz?n de ser.

Pero me estoy yendo por las ramas... y hoy tengo mucho trabajo... oscuros asuntos que he de atender. Normalmente paso mis d?as sin grandes quehaceres, me alimento, medito, leo, visito alguna de mis mascotas mortales... pero estos ?ltimos d?as han pasado cosas frente a las cuales no me puedo mantener al margen. No, debo resolverlas antes de que se vuelvan demasiado peligrosas, tanto que incluso puedan destruirme.

Lo primero, alimentarme. Los vampiros medianamente antiguos, como yo, podemos pasar d?as sin probar si quiera una gota de sangre siempre y cuando llevemos una vida tranquila, sin ajetreos. Pero en las noches como la que hoy se avecina el consumo de sangre se puede disparar violentamente, tanto que si ese fuera el ritmo normal har?a tiempo que los humanos me habr?an dado caza. Probablemente esta noche necesite la sangre de unas dos o tres personas si la cosa no se tuerce. Y si mi intenci?n debido a viejos vestigios de humanidad que todav?a puedan quedarme es no vaciarlos por completo, preservando su vida, ?sta cantidad puede doblarse o incluso triplicarse. Hoy en d?a hay que ir con cuidado, es mejor no andar por ah? matando humanos y dej?ndolos completamente secos... m?s que nada por temas de seguridad y por mantener la mascarada, el secreto de la existencia de los vampiros.

Cual ser?a el atuendo m?s adecuado... algo c?modo, sin duda. Pantalones tejanos, calzado deportivo, un jersey grueso y mi cazadora de cuero marr?n. Exacto, ropa de lo m?s normal, no pienso pasearme como un pieza de museo por las fr?as y alocadas calles de esta oscura ciudad. Armamento... ?debo valerme de mis poderes sobrenaturales o usar las herramientas que el hombre a concebido? Y en este segundo caso... ?me inclinar? por la eternamente elegante espada o por las m?s sofisticadas armas de fuego? Mmm... cuanta duda... aunque creo que de momento me bastar? con mis poderes sobrenaturales, que no son pocos, aunque eso pueda suponer un gasto de sangre.

Salgo de casa y me dirijo a alg?n parque, no es demasiado tarde... cerca de las siete de la tarde, estamos en diciembre y ya hace una hora que el sol se puso, as? que seguramente podr? encontrar alguna pareja de novios que est?n disfrutando de su pasi?n... No, claro que no estoy hambriento, pero dada la situaci?n es mejor comenzar la noche completamente saciado, como ya he dicho... no se sabe como se van a desarrollar los acontecimientos, ojal? todo gire a mi favor.



Continuar?...
PARTE 2
PARTE 3
PARTE 4
Comentarios (0)  Autor Asturel

Comentarios